UNA VISIÓN HISTÓRICA DEL EUROESCEPTICISMO BRITÁNICO: OBJETIVO REFERÉNDUM

Se puede afirmar sin temor alguno que el Reino Unido, más allá del escepticismo hacia la Unión, siempre ha tenido conflictos y en consecuencia fobia al continente europeo, pudiendo situar el comienzo del conflicto en la Guerra de los Cien Años (1337-1453), siguiendo por la disputas por colonias entre Francia, España e Inglaterra, además de otras disputas políticas y económicas, finalmente llegando a la cesión de soberanía por parte del Reino Unido a la Unión Europea, como cualquier otro Estado miembro.

brexit

La Guerra de los Cien Años, acaecida entre 1337 y 1453, enfrentó a Francia e Inglaterra por la posesión de los territorios franceses. Su motivo fue la resolución acerca del control de las posesiones reunidas por los monarcas ingleses en territorio francés. Flandes, condado vasallo francés con pretensión de conseguir la independencia, era el territorio controlado por los reyes ingleses, quienes poseían allí su principal mercado importador de lanas, y a su vez, Francia prestaba ayuda y apoyo a Escocia en sus continuas disputas con Inglaterra.

Esta Guerra se puede dividir en dos períodos: de 1337 a 1380, y de 1380 a 1453. El primer periodo comenzó con una guerra naval por la pretensión de ambos Estados por controlar el mar, que se resolvió con la victoria inglesa en la Batalla de Crécy. Esta victoria se debe a la superioridad organizativa, mejor economía y superioridad armamentística de Inglaterra, frente a un ejército francés que aún no había superado si quiera la fase feudal. Otro acontecimiento destacado es el Tratado de Brétigny, en 1360, firmado por el Rey Juan II de Francia en su estado de prisionero tras la victoria en la Batalla de Poitiers en 1356 por parte de Eduardo de Woodstock. En este Tratado, el Rey Juan concedía la propiedad del oeste francés al monarca inglés, además de su renuncia a la corona francesa. Más tarde, en 1368, se reanudó la guerra tras revoluciones campesinas acontecidas en Francia y tras una recuperación económica con Carlos V como monarca. En la nueva contienda, Francia, denunciando el Tratado de Brétigny, se fue apoderando poco a poco de los territorios ocupados por los ingleses hasta reducir sus dominios a Bayona, Burdeos y Calais.

Tras la tregua consiguiente, Francia entró en una Guerra Civil provocada por la disputa por la regencia del trono entre el Duque de Borgoña y el Duque de Orleáns tras un severo ataque de locura de Carlos VI. Inglaterra aprovechó la inestabilidad francesa y en otoño de 1415 consiguieron la victoria en la Batalla de Azincourt, que finalizó con el Tratado de Troyes, en el que se acordaba el matrimonio entre Enrique V, Rey de Inglaterra en ese momento, y Catalina, hija de Carlos VI, estipulándose que si nacía un hijo de ese matrimonio, éste sería nuevo rey de Francia. Así fue, murió Enrique V y Enrique VI, hijo resultante del matrimonio pactado, es coronado en París. Aparición decisiva posterior fue la de Juana de Arco, quien llevó a la victoria al ejército que le confió Carlos VII en la Batalla de Orleáns en 1429, donde se coronó a Carlos VII. Finalmente, en 1441 se firmó una tregua conservando los ingleses solo Normandía y Guyena, pero los ingleses la romperían en 1449, quedando vencidos por Francia, y finalizando así la Guerra.

5103e9e6ca902.jpg

Posteriormente, dejando atrás la Guerra de los 100 años, se produce la Guerra anglo-española de 1585, acaecida entre Inglaterra y España. Inglaterra prestaba ayudas a los principales enemigos de España debido al creciente poder del Imperio Español, anexionado a Portugal en 1580. El Imperio estaba en creciente expansión por América, y esto hizo que Inglaterra, en 1858, firmara un tratado militar con Países Bajos contra España para otorgarles la independencia de la corona española. Otras causas de la Guerra fueron por motivos religiosos, ya que el protestantismo inglés se enfrentaba al catolicismo español. Por último, existían causas económicas basadas en las expediciones inglesas contra los territorios españoles en la Indias, lo que suponía una fuerte amenaza económica para España. Una vez iniciada la Guerra, comenzaron las victorias inglesas como la acontecida en Cádiz en 1587, acabando incluso con la Armada invencible un año más tarde, pero finalmente, varias victorias españolas como la de 1589 contra la Invencible Inglesa, acabaron atenuando a Inglaterra, y finalmente se firmó el Tratado de Londres en 1604, firmando la paz y acabando así con la Guerra, resultando España favorecida en el acuerdo. Posteriormente volvería a acontecerse una nueva guerra anglo española en 1655 y finalizada en 1660, cuyo detonante fue el Designio Occidental, un plan de Oliver Cromwell para usurpar a España sus territorios en las Indias Occidentales para adueñarse de sus riquezas y territorios. Finalmente se firmó un tratado de paz en 1959 a manos del Rey Carlos II.

En 1754 comienza la denominada Guerra de los Siete Años, producida por el apoderamiento de la supremacía en América del Norte y la India. En esta contienda tomaron parte el Reino de Gran Bretaña junto con el Reino de Prusia y el Reino de Hanover, y por otro lado, el Reino de Francia, el Reino de España, el Imperio Ruso, y demás. La Guerra se desenlaza con el Tratado de París firmado en 1763, por el cual el Reino de Gran Bretaña obtuvo Senegal, las posesiones en la India y los territorios en Canadá  por parte del Reino de Francia, además de Florida por parte del Reino de España, y el derecho de libre navegación por el río Misisipi.

Por último se produce ayuda económica, armamentística y militar de Francia a estados Unidas para que lograran la independencia de Gran Bretaña. Estas ayudas fueron sustanciales en la victoria estadounidense sobre la corona británica, que se saldó con la Independencia estadounidense con el Tratado de Versalles en 1783.

Estos son los principales acontecimientos bélicos y las principales tensiones políticas y económicas que han provocado el escepticismo de Reino Unido, no tanto a la Unión Europea, si no al continente en sí. El escepticismo ante la Unión comienza con la creación de ésta. La Comunidad Económica Europea se crea para frenar las guerras como la Primera y Segunda Guerra Mundial, unificando a Francia y a Alemania en una misma Comunidad. La Unión pretendía la recuperación económica, política, social y humana de los países beligerantes, basándose en la colaboración pacífica de Francia y Alemania. El Reino Unido no sufrió invasiones ni destrucciones, por lo que su economía no sufrió tanto durante la Segunda Guerra Mundial, y esto hizo que Reino Unida declinara la invitación a unirse. También, el modelo de mercado común alrededor de varios países, no les atraía tanto como la Mancomunidad Británica de Naciones, una organización colaborativa política y económicamente entre países que comparten lazos históricos con Gran Bretaña.

En 1975, se celebra el primer referéndum de permanencia en la Comunidad, ganando el sí. Pero más adelante Reino Unido se hundió en una crisis social y económica llena de huelgas, paro y depresión. Por esto, los laboristas caen en picado en las urnas y toma el poder Margaret Tatcher, quien apoyaba la permanencia en la Comunidad. Más adelante se firma el Tratado de Maastricht (1992) conformándose la Unión Europea, un proyecto económico y también político. En Gran Bretaña se entendía el mercado común como una herramienta favorable a la economía, pero en ningún caso estaban dispuestos a ceder soberanía ni a delegar competencias.

img_crangel_20160221-175000_imagenes_lv_getty_gettyimages-107414617-ktXC-U302326173902UjC-992x558@LaVanguardia-Web

En conclusión, aquí se han presentado los precedentes de discordia entre Reino Unido y la Unión Europea, partiendo desde un punto de vista histórico-bélico por el cual se construye una especie de odio con el continente europeo y hace a Reino Unido ir al margen de éste, y siguiendo por un factor político, por el cual Gran Bretaña ve la Unión como un instrumento útil para favorecer el crecimiento económico, pero se niegan a perder parte de su soberanía.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s